Martes, 22 Noviembre 2016 20:31

Sangre desolada

Escrito por
Valora este artículo
(1 Voto)

 

 

 

***Arte gráfico Jordi Alós

 

 

Sangre desolada

 

 

Las vejaciones más flagrantes se produjeron

 cuando las subieron a un camión junto a varias decenas de personas:

 “Nos metieron en un camión, donde nos empezaron a golpear todo el tiempo

 con las porras y con patadas. Además de que nos insultaban muchísimo,

 a nosotras por ser españolas nos llamaban etarras, putas y más cosas.

Después nos cambiaron a un camión más grande,

 donde pasaron lista a todos –creo que éramos 38–

 y nos agredieron sexualmente a las mujeres”

 La Jornada.

 

 

 

Es nada la luz

                                           -Ocaso,

                                                            talvez-

 

La desnudez

                deja salir de su confín

 

gotas gruesa

                                                           libido

 ignición

                   que fragua los cuerpos.

 

 

Ya no hay sueños

                entre el tumulto

                 -solo sombras

                               pasados recónditos-

 

El sabor a muerte

se dispersa en torrentes sanguíneos

 

Los senos se hinchan

 

a dónde  debo ocultar la mirada

 

Un croar de ranas

sale de las bocas excitadas.

 

Quisiera cantarles una canción de cuna

decirles que el” coco” no existe

 

pero;

               un vals

                   de reses amontonadas

de pieles como cerdos

                           erizadas

                                  me nublan la razón.

La selva me traspasa.

                                 Caninos

                                              

desprenden

            los pezones

            de las hembras

 

 

 

hunden puntas de metal circular

en las cavidades

y desprenden pelambre

con tenazas:

                  dedos

                          amaestrados.

 

 

La carroña

                  se agrupa

                             pisa

                                desgarra

                                             tritura.

 

 

El motor del furgón se apaga

el preámbulo a terminado

la jauría destila efervescencia.

 

 

Las compuertas de par en par

                                            dejan que la luz penetre

 

“En color sepia

                   la realidad se expande”

 

Gota a gota

                        ondulantes

las siluetas

                          caen

                                       - al filo de la autopista-

 

 

El cielo se oscurece

                           llueve

                                 cuajos marrón

La tormenta arrastra

            cascajo arterial:

                                           sangre

                                                                  desolada

 

                       

 

 

 

Visto 2864 veces Modificado por última vez en Lunes, 09 Enero 2017 01:24
Homenic Fuentes

Director de la revista digital "la Piraña", Editó la revista "Amargo animal" (Ciudad de México 2006). Fue coordinador de la hoja de poesía "La llama ardiente" en Guadalajara. Ha cursado diferentes talleres de literatura: Aguascalientes, con el poeta Ricardo Esquer. Guadalajara, con los poetas Raúl Bañuelos y Julio César Aguilar. Participó en el seminario "Los fantasmas de la carne" impartido por el poeta chiapaneco Gustavo Ruiz Pascasio en Tuxtla Gutiérrez. Participó en la creación de la revista "A la intemperie", (Aguascalientes). Ha publicado en la revista Orfeo, Verso Destierro, El Sótano (Tuxtla), El Barco Ebrio, Encuentos Cercanos, entre otras. Ganó en el 2007 el primer lugar del Concurso Nacional de Poesía El Laberinto, y fue incluido en el Encuentro de Poetas 2007 de Iztacalco. Es crítico de poesía y narrador. Tiene una novela inédita y actualmente trabaja en su poemario "el primogénito de los muertos", de próxima publicación.

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

Invitados en línea

Hay 950 invitados y ningún miembro en línea